Inicio | Compromiso | Adhesiones | ¿Qué podemos hacer? | Documentos y acciones | Sala de Lectura | Enlaces | Contactar
Cargando

Boletín Nº 90

Crecimiento y Competitividad
¿Soluciones u obstáculos?

Naciones Unidas se encuentra inmersa en un ambicioso proceso para establecer unos Objetivos de Desarrollo Sostenible para sentar las bases de una transición mundial a la Sostenibilidad que permita superar la actual situación de emergencia planetaria (ver Boletín 89). Se trata, como ha expresado Navi Pillay, Alta Comisaria de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, de “la tarea más importante a la que se enfrenta hoy Naciones Unidas”: construir una Agenda Oficial para hacer frente al conjunto de problemas estrechamente vinculados que amenazan la supervivencia de la humanidad.

No parece, sin embargo, que las propuestas de transición a la Sostenibilidad –científicamente fundamentadas- estén siendo escuchadas por quienes toman decisiones, o aspiran a tomarlas, para resolver los problemas. Los programas de los gobiernos y partidos políticos se refieren, en general, a otro tipo de medidas para hacer frente a cuestiones acuciantes como el creciente desempleo, la pobreza o la falta de recursos para cubrir los derechos básicos a la sanidad o a la educación. Las palabras clave, insistentemente repetidas, son crecimiento y competitividad. Y las políticas económicas se orientan para el logro de estos objetivos, que supuestamente procurarán el bienestar social. Pero, ¿pueden el crecimiento y la competitividad dar solución a los graves problemas a los que nos enfrentamos? ¿No son, más bien, en gran medida, sus responsables?

La imposibilidad de un crecimiento permanente en el uso de recursos y la consiguiente producción de residuos contaminantes, en un planeta finito, está bien documentada (ver, por ejemplo, Economía y Sostenibilidad) y no es necesario insistir en lo absurdo que supone hablar, como a menudo se hace, de “crecimiento sostenible” (desvirtuando el concepto de “Desarrollo sostenible”). Por ello, ya en el boletín 32 (de enero de 2009), escribíamos: “No tiene sentido, pues, pensar en salir de la actual crisis económica reincidiendo en los mismos comportamientos de consumo depredador y de crecimiento insostenible que han ido segando la hierba a nuestros pies (degradando todos los ecosistemas terrestres y haciendo crecer las desigualdades y la pobreza extrema) y creando las condiciones de un auténtico colapso”. Y hacíamos referencia a la oportunidad que la crisis ofrecía para fomentar una revolución económica e industrial “verde”, que desplace la actual economía “marrón”, depredadora, insolidaria y, en definitiva, insostenible. Este mensaje, sin embargo, no ha sido escuchado y la economía se sigue guiando por intereses particulares a corto plazo que inevitablemente agravarán los problemas.

¿Y qué decir del gran mantra de la “competitividad”? Casi todo el mundo habla de competitividad como de algo absolutamente necesario y positivo: se dice, por ejemplo, que “la extensión de la educación o el desarrollo de la investigación nos hará más competitivos”. Y también que "la subida de salarios o la adopción de medidas para reducir la contaminación encarecerían nuestros productos haciéndolos menos competitivos". Se trata, pues, de un concepto ambiguo, que puede expresar excelencia (el diccionario incluye, aunque en segundo lugar, el significado de competir como "igualar una cosa a otra análoga, en la perfección o en las propiedades"), pero que comúnmente es sinónimo de contender por una misma cosa. Ser "competitivos" puede entenderse - y así se suele hacer en la mayoría de las situaciones- como ganar a otros la partida. El éxito de unos en la batalla de la competitividad conlleva, desde ese punto de vista, el fracaso de otros. Constituye, pues, un concepto que responde, en general, a planteamientos particularistas, centrados en el interés de una cierta colectividad enfrentada  a "contrincantes" cuyo futuro, en el mejor de los casos, no es tenido en cuenta. Y esto es claramente contradictorio con las características de un desarrollo sostenible, que ha de responder a planteamientos globales y tener en cuenta las repercusiones a corto, medio y largo plazo, tanto para una colectividad dada como para el conjunto de la humanidad y nuestro planeta: no es sostenible un éxito que exija el fracaso de otros, contribuyendo a aumentar los desequilibrios o a degradar ecosistemas.

Por ello Jeffrey Sachs, Director del Instituto de la Tierra de la Universidad de Columbia y asesor de Kofi Annan y ahora de Ban Ki-moon, afirma en su libro Economía para un planeta abarrotado: “El siglo XXI echará por tierra muchas de nuestras convicciones fundamentales acerca de la vida económica (…) Los desafíos del desarrollo sostenible (preservar el medio ambiente, estabilizar la población mundial, reducir la brecha entre ricos y pobres y poner fin a la pobreza extrema) ocuparán el centro de la escena. La cooperación global deberá pasar a un primer plano. La idea misma de que los estados-nación compitan por los mercados, la energía y los recursos quedará anticuada (…) la economía mundial no tiene por qué convertirse en una lucha por la supervivencia entre nosotros y ellos. Si cooperamos con eficacia, estas nefastas amenazas se pueden conjurar. De hecho, en las próximas décadas podemos conseguir cuatro objetivos:

  • Utilizar sistemas de energía, aplicar métodos de gestión de territorios y emplear recursos, todos ellos sostenibles, que nos alejen de las peligrosas tendencias del cambio climático, la desaparición de especies y la destrucción de ecosistemas.
  • Estabilizar la población mundial en ocho mil millones de habitantes o menos en el año 2050 mediante una reducción voluntaria de las tasas de natalidad.
  • Poner fin a la pobreza extrema en el año 2025 y mejorar las garantías económicas también en el seno de los países ricos.
  • Adoptar un nuevo enfoque para la resolución de problemas globales basado en la cooperación entre países y en el dinamismo y la creatividad del sector no gubernamental”.

La necesaria transición a la sostenibilidad exige cuestionar falsas soluciones como las apuestas por un imposible crecimiento continuo y por la competitividad, que en realidad constituyen serios obstáculos. Frente a una competitividad que exige perdedores, cabe promover la cooperación; y frente al crecimiento depredador, los Objetivos del Desarrollo Sostenible.

Educadores por la sostenibilidad
Boletín Nº 90, 11 de noviembre de 2013
http://www.oei.es/decada/boletin090.php

Especialista Universitario en Planificación y Gestión de Intervenciones de Cooperación para el Desarrollo

Convocatoria abierta
El curso virtual de Especialista Universitario en Planificación y Gestión de Intervenciones de Cooperación para el Desarrollo es una iniciativa de la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI) y de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED).
Con más de 1.200 alumnos formados a lo largo de once años (bajo la titulación de Experto Universitario en Planificación y Gestión de Proyectos de Cooperación para el Desarrollo), el nuevo curso inicia su décimotercera edición con un programa ampliado y actualizado, ofreciendo un mayor número de créditos y una titulación universitaria superior.

Más información [+]

Congreso Iberoamericano de Ciencia, Tecnología, Innovación y Educación

13 de septiembre de 2013
“Avanzando juntos hacia las Metas Educativas Iberoamericanas 2021”
Buenos Aires, Argentina. 12, 13 y 14 de noviembre 2014
En la XXIII Conferencia Iberoamericana de Educación el Secretario General de la OEI presentó a las delegaciones asistentes la convocatoria del Congreso Iberoamericano de Ciencia, Tecnología, Innovación y Educación a celebrarse en Buenos Aires, Argentina, del 12 al 14 de noviembre de 2014.
Uno de los ejes de trabajo será Educación para la Sostenibilidad

Más información [+]

 



 


IBERCIENCIA

La sostenibilidad de la A a la Z: Temas y palabras clave
Último Boletín

Creative Commons. Reconocimiento - No comercial: Los autores permiten copiar, reproducir, distribuir, comunicar públicamente la obra, y generar obras derivadas siempre y cuando se cite y reconozca a los autores original. No se permite utilizar la obra con fines comerciales.

Historial de Boletines

Sostenibilidad, Educación para la sostenibilidad, Economía y sostenibilidad, Crecimiento demográfico y sostenibilidad , Tecnociencia para la sostenibilidad, Reducción de la pobreza, Igualdad de género, Lucha contra la contaminación, Consumo responsable, Turismo Sostenible, Derechos Humanos y sostenibilidad , Diversidad cultural, Frenar el cambio climático, Biodiversidad, Urbanización y Sostenibilidad, Nueva cultura del agua, Poner fin al agotamiento de recursos, Gobernanza universal, Desertización versus protección de los ecosistemas, Reducción de desastres, Evitar conflictos y violencias, Desarrollo Rural, La transición energética, Ciencia de la Sostenibilidad, Objetivos de Desarrollo Sostenible

Ciencia y Universidad para el Desarrollo Sostenible OEI
09
06

Mejor los bosques nativos

Susana Gallardo. UBA. Al comparar la proporci贸n de di贸xido de carbono que captan y la cantidad de agua que devuelven a la atm贸sfera, el bosque subtropical del Parque Nacional Iguaz煤 supera a ...

08
31

La biolog铆a de sistemas brinda nuevas posibilidades en la lucha contra los problemas medioambientales globales

Una nueva perspectiva que eval煤e en toda su complejidad los problemas de contaminaci贸n y sus posibles soluciones es esencial para alcanzar estrategias de biorremediaci贸n eficaces.
La ...

08
19

Monitoramento de agrot贸xicos exige equipamentos caros, pessoal especializado e anos de rastreamento

Por Gustavo Steffen de Almeida. ComCi锚ncia. Centro Pluridisciplinar de Pesquisas Qu铆micas, Biol贸gicas e Agr铆colas da Unicamp participou de estudo in茅dito em seis estados brasileiros durante ...

08
08

Terraza verde en el Polit茅cnico: innovaci贸n con efectos intra y extra escuela

Claudio Pairoba. SECYT de la Universidad Nacional de Rosario. Dos de los propulsores del proyecto nos cuentan los distintos pasos que llevaron a concretar su construcci贸n en una de las terrazas ...

07
27

Presencia de 鈥渕icropl谩sticos鈥 en peces de consumo humano

Fueron hallados en 11 especies del R铆o de la Plata. La mayor铆a provendr铆a del lavado de la ropa y de productos de higiene personal.
Agencia CyTA-Instituto Leloir)-. Peces ...




subir
Inicio | Compromiso | Adhesiones | ¿Qué podemos hacer? | Documentos y acciones | Sala de Lectura | Enlaces | Contactar