OEI | Ciencia | Red | Formación | Contactar |

Inicio | Opinión | Reportajes | Noticias | Entrevistas | Multimedia

Salud | Comunidad

El “acordeón”, una oportunidad para el desarrollo de mapas mentales y conceptuales en los estudiantes

10 de enero de 2018

Por Jonás Torres Montealbán,
Universidad Autónoma Chapingo-Texcoco, México
IBERCIENCIA. Comunidad de Educadores para la Cultura Científica
La modalidad de trampa en un examen es diversa, pero en particular realizar apuntes escondidos o “acordeones” utilizados para obtener información, debe ser aprovechado de manera estratégica por docentes, para identificar los factores que propician dicha trampa, construir con ellos acordeones conceptuales y cambiar la relación de examinador/examinado.

Con frecuencia los estudiantes desarrollan modalidades para hacer trampa como: la mirada a las respuestas del compañero de a lado, el obtener claves de los exámenes, la confabulación entre dos o más estudiantes para intercambiarse información. Asimismo, la elaboración de papelitos ha evolucionado, desde escribir con letras muy pequeña en forma de “acordeón”; hasta utilizar el celular (móvil), para compartir datos o repuestas en los exámenes.

Este despliega de ingenio puede ser utilizado por los docentes para jerarquizar conceptos con los estudiantes, en mapas mentales y lograr enlazar núcleos conceptuales (mapas conceptuales). Es así que, las estrategias que desarrollan los estudiantes cuando preparan un examen, por lo regular un día antes, son parecidas a las que se siguen en la construcción de mapas mentales y mapas conceptuales. Tratan de jerarquizan la información, en función de lo que no se entendió del tema estudiado, establecer relaciones que les puedan ayudar a resolver problemas difíciles, considerar que al escribir modelos matemáticos escondidos en: lápices, mesas, partes del cuerpo o en el celular, evitan su memorización.
Se sabe que existen infinidad de modalidades para hacer trampa, entre las mas comunes son los “acordeones”, que al recuperarlos muestran una carga de creatividad y poder de síntesis interesante. No se trata de apoyar prácticas fraudulentas, pero tampoco desalentar la creatividad del estudiante cuando inventa maneras ingeniosas de hacer trampa. Mas bien, alentar la creatividad y las conexiones conceptuales escritas en los acordeones y traducirlos en estrategias de estudio y aprendizaje, que logre en ellos habilidades para sintetizar, conectar y desenredar nudos conceptuales; que evite el uso de estas trampas en su trayectoria escolar y así evitar que los estudiante intercambiar información, lanzándose avioncitos de papel, voltear a ver el examen del compañero (al menos que se trabaje en pares), soplar o escribir información en diversos lugares.

Por lo que, solicitar a los estudiantes que elaboren acordeones de disciplinas que les sean más “fáciles” o “atractivas”, y trasladar dichos acordeones a materias mas “difíciles” o “aburridas”. Es un primer paso, para una planeación estratégica por parte del docente que incluya estas construcciones mentales/conceptuales que los estudiantes hace. Un segundo paso, es identificar los factores y razones que propician la elaboración de acordeones. Los estudiantes hacen mas trampa cuando menos estudian; cuando tienen bajas calificaciones, cuando los grupos son numerosos y cuando los exámenes son de opción múltiple o falso/verdadero. Las razones para hacer trampa son variadas y están relacionadas con la inseguridad, el grado de dificultad de la materia y la facilidad que el examinador da durante el examen.

Es así que un tercer paso, es trasmitir confianza por parte del docente y evitar el estigma de la palabra examen, cambiándola por una de menos estrés como exploración; el diseño adecuado de los instrumentos a aplicar, debe ser revisado entre pares académicos, para que las instrucciones sean claras sobre lo que se pretende explorar. Y finalmente, construir con los estudiantes acordeones que no utilizaran durante el examen, sino mas bien, servirán para que: con base en su propia comprensión de los temas a explorar, logre identificar el problema que forma el punto de ataque del nudo conceptual, entendiéndose por nudo conceptual algo que atora el avance en la comprensión, y conectar las situaciones que le permitan superar un micro pasó conceptual bien definido y de micro paso en micro paso, el acordeón cumplirá su cometido de desenredar el nudo conceptual atorado. Y con ello, comparar predicciones, semejanzas y diferencias entre lo visto en clase y lo presentado en la exploración (examen) y avanzar en nuevas preguntas, es decir, dirigirse hacia la resolución con mas confianza de nuevos problemas.

 

Palabras clave:

subir

  
Diseño y contenidos por asenmac