OEI | Ciencia | Red | Formación | Contactar |

Inicio | Opinión | Reportajes | Noticias | Entrevistas | Multimedia

Salud | Comunidad

¿Son los nativos digitales eficientes utilizando la tecnología?

1ro de junio de 2017

Ernesto Ezequiel Angulo Julio
Panamá, República de Panamá
IBERCIENCIA Comunidad de educadores para la cultura científica
Resumen: El nacer en un entorno tecnológico digital no garantiza que se sepa utilizar eficientemente la tecnología. Es importante promover el aprendizaje del uso democrático y eficiente de las nuevas tecnologías.

De acuerdo a Prensky quien acuñó el término en el 2001, los “nativos digitales” son aquellos que nacen inmersos en una nueva cultura digital mientras que los “inmigrantes” vivieron en una era analógica y han tenido que “entrar” al mundo digital y adaptarse a un progreso de alta tecnología. (http://cnnespanol.cnn.com/2013/01/25/nativos-digitales-quienes-son-y-que-significa/)

No obstante, en toda época histórica, hay quienes han nacido dentro de nuevas tecnologías y quienes se han tenido que adaptar a ellas. En el transporte la llegada del caballo, el coche, el automóvil, la aviación y el desarrollo de la navegación marítima. Sin entrar a hablar del desarrollo particular de cada uno de ellos. En la comunicación tenemos quienes nacieron viendo el telégrafo para luego llegar a la radio, el telex, el teléfono, el fax, el teléfono inalámbrico, telefonía celular, la televisión y nuevamente, los desarrollos particulares (o desaparición) de cada uno de ellos.

Evidentemente que al nacer dentro de determinados parámetros tecnológicos facilita la adaptación a los mismos, más no necesariamente garantiza su uso eficiente, efectivo y productivo. El gravísimo error es pensar que los nativos digitales saben siempre más que los inmigrantes y que no necesitan de ayuda para aprender. Por otro lado, el hecho que el nacimiento de una nueva tecnología sea posterior al nacimiento de una generación no quiere decir que dicha generación no pueda aprender y utilizar eficientemente la nueva tecnología. Tampoco implica que el no tener disponible una tecnología en un espacio de tiempo específico no se pueda aprender su uso y aplicarla productivamente al momento que aparezca.

Si nos referimos a la gráfica de la izquierda, vemos que una persona de 55 años nació sin la tecnología de la computadora. No obstante, esas personas vivieron (como yo que tengo hoy 60 años) el desarrollo de la computadora y muchos hemos aprendido su uso y aplicación efectiva en las distintas profesiones en las que nos desempeñamos. Igualmente ocurre con los dispositivos móviles y las comunicaciones inalámbricas. No por no existir en la época en que nacieron no significa que su uso eficiente no pueda aprenderse por una generación posterior. http://www.saladeprensa.org/art998.htm

Me gusta hacer el paralelismo con una persona que nace cerca del río o un lago. Por su entorno es de esperar que aprenda a nadar imitando a quienes lo rodean. Sin embargo, no necesariamente aprenderá técnicas de natación ya que a quienes imita lo más seguro es que hayan aprendido de la misma forma, imitando a otros. Pero si los padres de un niño que nace en la ciudad – lejos de ríos, mar o lagos – desean que aprenda a nadar, de seguro le matriculan en clases de natación donde aprenderá no solamente a flotar sino también a tirar las brazadas, patadas, sincronizar la una con la otra y además a respirar coordinando brazadas y patadas. El aprender las técnicas de natación hará que aprenda a nadar más eficientemente y eventualmente será incluso más productivo y nadará mejor que aquel que nació en un entorno rodeado de agua.

De igual forma ocurre con nuestros estudiantes, sobre todo los de edad escolar, que al haber nacido en un entorno digital imitan lo que hacen sus pares quedando generalmente estancados en la utilización de redes sociales y videojuegos con fines meramente personales y lúdicos. El solo hecho de que muchos jóvenes busquen tener el último modelo de móvil celular solo por moda sin saber las nuevas aplicaciones o ventajas del mismo nos muestra que no hay un conocimiento técnico sobre los dispositivos, por el contrario, se mueven más por la moda que por la eficiencia o productividad del mismo lo que a la vez nos ha llegado a una sociedad de descarte.

Recordemos que dentro de nuestra labor docente, sin importar la cátedra, debemos acercar a nuestros estudiantes a su realidad social poniéndolos en contacto con las herramientas y habilidades que deberán dominar para su desarrollo personal, profesional, familiar y social. Mucho se ha repetido que tenemos que preparar estudiantes para trabajos que aún no existen pero no hemos podido siquiera tomar conciencia que tenemos que prepararlos en el uso de las herramientas que ya tenemos en pleno uso, serán utilizadas por ellos en su vida adulta en distintas facetas y sin embargo ellos solo las utilizan para el ocio.

Al entrevistar a muchos estudiantes acerca de las aplicaciones de las nuevas tecnologías, la mayoría apunta hacia la comunicación (chat) con amistades y familiares en caso de necesitar algo. No mencionan usos tan útiles como el manejo de blogs, creación de sitios web, videoconferencias, creación de grupos de trabajo, podcasts, videos educativos y tantas otras opciones que facilitan el aprendizaje. Aparte de eliminar papeles facilita transportar en dispositivos móviles los recursos de aprendizaje así como poder aprender al ritmo y estilo de cada uno mediante el uso de las herramientas que mejor acomoden a su manera de aprender. Pero no será posible que ellos lo aprendan si no incluimos en agenda la incorporación de éstas nuevas tecnologías en nuestro planeamiento docente. Hay que buscar que los estudiantes aprendan a utilizar las nuevas tecnologías como herramienta diaria en su área personal y social pero también en la profesional y familiar.

Otro aspecto muy importante es la ética de comunicación que por ser no presencial es muy fácil utilizar para atacar a otras personas siendo éste un problema frecuente entre grupos de estudiantes. Comentarios bochornosos o hasta difamadores, fotografías comprometedoras que tantas veces se suben a las redes sin el consentimiento y muchas veces incluso sin el conocimiento del dueño y la proliferación del tan conocido acoso. Hay que hablar también del aspecto seguridad ya que al estar en la intimidad de su casa o colegio los jóvenes se sienten protegidos sin tener conciencia que la información que comparten corre el riesgo de caer en manos de quienes podrían utilizarlo en su contra poniendo en riesgo su propia integridad.

Estamos desperdiciando la posibilidad de utilizar estas tecnologías para desarrollar el espíritu investigativo e innovador en los jóvenes. Esto aunado con otros tópicos como ética, valores, conciencia ciudadana y democracia entre muchos otros que deben ser ejes transversales a ser incluidos en las distintas materias. Crear conciencia en que debemos ser proactivos para la sociedad y no sentarnos a esperar que alguien más soluciones las distintas situaciones. Hay que crear conciencia en los estudiantes de hoy, que serán los ciudadanos de mañana, que las tecnologías tienen un propósito de desarrollo social y comunitario y deben ser utilizadas para facilitar y mejorar la calidad de vida en la sociedad.

Incluso se debe ir hacia el desarrollo de trabajos colaborativos con otros docentes para buscar la integración interdisciplinar mostrando a los estudiantes que las materias no son islas sino que se amalgaman todas en un solo proceso llamado la vida y lo mucho que el uso de las nuevas tecnologías pueden ayudar a este proceso.

Para esto, la creación de comunidades educativas que compartan experiencias y sugieran nuevas prácticas y vivencias se hacen fundamentales en el desarrollo de un sistema educativo que integre todas las herramientas disponibles en nuestra sociedad actual con la meta de formar estudiantes productivos y comprometidos con el desarrollo de nuestras sociedades.

Nota: La Comunidad de Educadores para la Cultura Científica es una iniciativa de adhesión libre y gratuita de la OEI a través de IBERCIENCIA. Abierta en julio de 2009, desde 2012 funciona con el decidido apoyo de la Consejería de Economía y Conocimiento de la Junta de Andalucía


Palabras clave:

subir

  
Diseño y contenidos por asenmac