Aceder a documento
Noticias

Documento final

Documento inicial

Consejo Asesor

IESME

Estudio de costes

Congreso 2010

Reflexiones

Datos y cifras

Colección de libros

Foros de debate

Una llamada de atención sobre las desigualdades en la educación

El secretario general de la Organización de Estados Iberoamericanos estuvo en Paraguay para lanzar la consulta nacional sobre "La educación que queremos para el Bicentenario". Con ABC Color habló sobre las profundas desigualdades que persisten en la educación e incluso se perpetúan a través de los sistemas educativos. Considera que hacer atractiva la enseñanza es clave para mantener a los alumnos en el aula y lograr avances

- ¿Cuál es el estado de la educación en Latinoamérica en general? ¿En qué se está avanzando y en qué no se puede avanzar?

- Yo diría que en Iberoamérica hay muchas diferencias entre países. Entre unos países y otros los rasgos de desarrollo son muy diferentes. Sin embargo, yo creo que hay algunos que son comunes a todos. El primero es que se ha avanzado notablemente en la cobertura en la mayoría de los países. Hay una mayor oferta para los niños de cinco a quince años. En segundo lugar hay un interés social más importante en todos los países en favor de la educación. En tercer lugar, que hay profundas desigualdades en la educación, en todos los países. Un sector de la sociedad tiene más oportunidad y hay una amplia mayoría de la población que tiene muy escasa oportunidad.

- Obviamente el sector con más oportunidad es el que puede pagar.

- Es el sector que paga por una educación privada. La educación pública está en una posición mucho más marginal y a la que van los sectores populares. La cuarta característica común es que nos falta aún un camino importante para lograr niveles de calidad similares a los de los países más desarrollados. Hay dos aspectos en los que hemos mejorado y dos en los que aún falta mucho por hacer.

- Usted habló en un tono crítico sobre el afán reformista que hubo en la educación en las últimas décadas. ¿Qué propone en su lugar?

- Es necesario reformar. Pero las reformas educativas deben ser también sociales. Ese es el mensaje que yo quiero transmitir: que la sociedad debe comprometerse con la educación, que la sociedad debe avanzar hacia una mayor igualdad, y desde esa dinámica es más sencillo que la sociedad pueda conocer reformas más efectivas, de mayor calidad, de mayor iniciativa. Las reformas son necesarias, pero tal vez sea también necesario abordarlas de una manera diferente a como se hizo en décadas anteriores. Con mayor compromiso social, con mayores estrategias sociales y con mayor apoyo a la educación en aspectos de calidad, de profesorado, de oferta educativa, y no solo en proceso de descentralización, de gestión, de competencia entre las escuelas, que fueron estrategias del pasado y que yo creo que no fueron positivas.

- ¿Qué aporte cree que pueden ofrecer, para mejorar el rendimiento de los alumnos y para la reducción de la brecha de conocimiento, programas como "Una computadora por niño"?

- Las brechas de igualdad y entre escuelas deben ser reducidas con visiones globales. Supone tiempo de estudio de los alumnos, profesores con mayor preparación, enseñanza atractiva, que los niños comiencen a los tres años a tener experiencias educativas, cuidar a las familias, cuidar la alimentación y salud de los niños. En ese marco, un computador tiene su sentido. Pero pensar que un computador por alumno va a resolver los graves problemas de la educación es no ver que los problemas tienen modelos integrales y que hay cuestiones tan importantes o más. Y sin esos mecanismos de transformación se puede encontrar el computador que se encuentra arrinconado en el aula, porque ni lo utilizan los maestros -ni saben como utilizarlo-, ni hay conectividad, ni hay programas. No pensemos que el ordenador por alumno es la estrategia principal para poder reformar la calidad.

- Con respecto a las "Metas para la generación del bicentenario", se habla de currículos significativos; eso supone un gran cambio. ¿Qué tiene que cambiar para que el currículum sea realmente significativo?

- Para que el currículum sea significativo y atractivo hacen falta maestros preparados, recursos en las escuelas. Supone también mayor participación de los alumnos, trabajo significativo, una mayor relación entre lo que se aprende y la vida. Una capacidad de los alumnos de traer al aula lo que viven fuera del aula y de llevar a su casa lo que viven en el aula. Y maestros capaces de gestionar esa enseñanza. De esa manera es más sencillo que los alumnos estén más tiempo en la escuela, que repitan menos, que abandonen menos. La enseñanza atractiva es un método de mantener alumnos y avanzar en la educación. En ese proceso tienen un papel importante los computadores, siempre que se utilicen bien, como la lectura.

- ¿Qué va a ser diferente en las escuelas cuando esto se dé?

- Los contenidos de las materias deben orientarse más bien hacia las capacidades del alumno, hacia la capacidad de aprender por sí mismo, de utilizar la información; enseñanzas menos memorísticas y más basadas en la solución de problemas, enseñanzas que resuelvan los problemas de la vida y no tanto problemas demasiado abstractos. Que las evaluaciones tengan en cuenta el progreso a lo largo del año, el rasgo cooperativo con los compañeros. Supone dar más importancia a los iguales y no solo a la relación vertical profesor-alumno. Supone sobre todo un cambio de orientación, de manera de trabajar con motivación, con interés, con incorporación de contenidos más relevantes y dejar fuera aquellos que no se orientan a lo que los alumnos necesitan en el momento actual.

- La relevancia de los contenidos ¿Quién la define?

- Cada país debe establecer lo que es relevante para él. Es decir, qué contenidos del currículum deben formar parte de lo que todos los alumnos deben conocer. Una comisión establece los contenidos de relevancia y analiza la amplitud de los mismos. A veces, el riesgo que tenemos en muchos países es que, como hay tanta información, queremos que los currículum sean excesivamente extensos. Y el alumno no puede aprenderlo y el maestro no puede enseñarlo. Entonces hay que seleccionar lo relevante, y ese proceso de selección no es fácil.

- Es lo que pasa aquí en la educación secundaria, donde algunos bachilleratos tienen más de 20 asignaturas.
- ...

- Diga algo

- ¡¿Qué hay 23 asignaturas?! (...) Bueno, yo soy una persona en general respetuosa con las decisiones de los países, pero... exige una reforma profunda. Hoy el conocimiento se aborda a través de mecanismos de búsquedas de información, de integración de saberes y de capacidad de los alumnos de conectarlo con la realidad. Y eso supone un número de materias bastante menor que veintitantas, más integradas, con un profesor de referencia, una evaluación más integrada. Yo creo que sería muy positivo reducir eso significativamente.

- Con respecto a las metas asumidas por los ministros de educación para el año 2021 ¿Hay avances?

- Hay un gran acuerdo entre países y lo vamos a definir durante este año. Aquí se está abriendo la consulta. Queremos acordarlas en el 2010 en un gran encuentro iberoamericano, con los compromisos de los países para esas metas y los recursos. Nosotros aportaremos el fondo solidario que va a suponer el 30% del costo que los países van a proporcionar para el logro de esas metas. Los organismos internacionales vamos a hacer un esfuerzo de apoyo a aquellos países con más dificultades para que logren metas en el tiempo previsto.

- ¿Por qué crear nuevas metas, si no están pudiendo cumplir las metas de la Unesco?

- Las metas de la Unesco, que son muy dignas de todo elogio, no responden a la situación de todos los países iberoamericanos. Hay algunos que las están cumpliendo y otros aún no las han logrado. Y son metas muy importantes y muy básicas. Aquí hablamos de calidad de la educación. Merece la pena atender a la diversidad de los países. En segundo lugar, estas metas son iberoamericanas, son para nuestra región y se plantean en una época histórica, ya que en los próximos diez años prácticamente todos los países celebran el bicentenario de la independencia. Entonces son metas conectadas al impulso de la sociedad por su transformación. Y en tercer lugar porque comprometemos un fondo económico solidario para lograr esas metas.

Queremos que los países más ricos, la Unión Europea, consideren que este es un gran proyecto y que los recursos que hay se orienten a los países menos desarrollados. Que se orienten y tengan como punto central prioritario las metas educativas. El impulso de los países conecta con el esfuerzo de los organismos internacionales y de los donantes, y todo ello genera una dinámica que es nueva. Es una dinámica de apoyo mutuo y de lograr en diez años lo que normalmente se lograría en 25, y eso es un esfuerzo enorme.

Yo percibo que la sociedad y los gobernantes ven que es una oportunidad y nosotros estamos apostando por esa oportunidad. Hemos calculado el fondo en torno a los dos mil millones de dólares para los países más pobres, algunos centroamericanos, algunos andinos, Paraguay y algunas regiones pobres como el nordeste brasileño o el norte argentino. A mayor compromiso con el proyecto, el fondo le ayuda más. Queremos estimular también el compromiso de los países.

Fuente: ABC Color

Más información Metas 2021

Llamada a reflexiones

 

OEI | Principal | Subir