OEI

Está en:
OEI - Programación- CTS+I - Sala de lectura -


La alfabetización científica con orientación CTS en la educación permanente de adultos

Javier Diego, Enrique Hereza y Valero Bosque
Centro Público de Educación Permanente de Adultos “Concepción Arenal”. Zaragoza
E-mail: natudecarenal@yahoo.es

Resumen:

En los Centros de Educación de Personas Adultas donde se imparte Educación Secundaria, el desarrollo del currículo del Campo de la Naturaleza debe realizarse desde la perspectiva de la educación permanente y ha de conseguir la alfabetización científica del alumnado, con la utilización de la educación formal e informal. Para ello se precisa una orientación didáctica que ponga en evidencia las relaciones entre la ciencia, la tecnología y la sociedad.

DIÁLOGOS. Educación y formación de personas adultas
Año XI, volumen 1/2005, número 41

Breve aproximación histórica al concepto de educación permanente

La necesidad del aprendizaje permanente, entendido como toda actividad de aprendizaje realizada a lo largo de la vida con el objetivo de mejorar los conocimientos, las competencias y las aptitudes con una perspectiva personal, cívica, social o relacionada con el empleo (Comisión de las Comunidades Europeas 2001) era ya entendida en la España de comienzos del siglo XX de manera mucho más intuitiva y menos elaborada por Concepción Arenal, cuando en sus Cartas a un obrero escribía: "Figúrate en los reducidos cuartos de tu casa de vecindad a todas estas personas instruidas, y en las habitaciones lujosas y en los palacios, a hombres sin instrucción alguna, muchos sin saber leer, y con más errores que ideas. ¿Crees Juan, que las cosas podrían continuar así mucho tiempo? ¿Crees que los instruidos miserables tardarían mucho en dar la ley a los opulentos ignorantes? Tu buen sentido te hará comprender que no, y él mismo debe decirte que tu mayor ilustración y tu mayor moralidad son los únicos medios de emanciparte" (Concepción Arenal 1924, p. 212).

La práctica de la educación permanente en su vertiente de educación de adultos, con orientación científico-tecnológica y carácter informal la encontramos en las tertulias que, por iniciativa del aristócrata ilustrado Javier de Munibe, Conde de Peñaflorida, dieron lugar a la Real Sociedad Bascongada de Amigos del País. Será en la estructura educativa formal que desarrollan el Conde junto a sus colaboradores, conocidos como los Caballeritos de Azkoitia, sobre la que se creará el Seminario de Bergara, donde Fausto de Elhuyar aísla por primera vez el wolframio en 1783 (Solé 1981).

Las conferencias dominicales que organiza la Escuela Moderna (Ferrer 1976) en los primeros años del siglo XX, constituyen una aproximación a lo que en terminología actual denominamos enseñanza informal con orientación CTS (Ciencia-Tecnología-Sociedad). En ellas, y como conferenciante aparece Odón de Buen, natural de Zuera (Zaragoza), el fundador del Instituto Oceanográfico Español y del Consejo Oceanográfico Latinoamericano.

En la Conferencia Internacional de la UNESCO en Montreal (1960), se consideraba la educación como un proceso continuo y permanente. Esta filosofía se incorporaría al Capítulo IV de la Ley General de Educación y Financiamiento de la Reforma Educativa de 1970, que regula la Educación permanente de adultos. Que el término educación permanente (EP) sólo aparezca ligado al de personas adultas parece reflejo de una etapa en la que se tenía una concepción limitada del la EP, idea que fue evolucionando (ver cuadro sobre Evolución histórica del concepto de educación permanente y su reflejo en los sistemas educativos del Estado español) hasta acabar siendo considerada en la LOGSE de 1990 como concepto que es principio básico del sistema educativo.

EVOLUCIÓN HISTÓRICA DEL CONCEPTO DE EDUCACIÓN PERMANENTE Y SU REFLEJO EN LOS SISTEMAS EDUCATIVOS DEL ESTADO ESPAÑOL

Fuente: Ríos, 2002; BOE y Boletines Oficiales de la Comunidades Autónomas

1960. Conferencia Internacional de la UNESCO en Montreal

La educación como un proceso continuo y permanente

1970. Ley General de Educación

Incorpora el concepto de EP

1972. Conferencia Internacional de la UNESCO en Japón

Aparece el concepto "aprendizaje a lo largo de toda la vida".

Se considera la EPA como subsistema de la EP

1976. Conferencia Internacional de la UNESCO en Nairobi

La EPA es considerada como subsistema integrado en un proyecto global de EP

1985. Conferencia Internacional de la UNESCO en París

La EP abarca la educación formal y no formal

1990. LOGSE

Considera la EP como principio básico del sistema educativo

Establece únicamente una regulación del subsistema EPA

Desarrollo autonómico de la EP-EPA

Comienza la elaboración y publicación de distintas leyes que, a nivel autonómico desarrollan la LOGSE, ya sea centrándose en la EPA o con una orientación asociada al concepto de EP

1997. Conferencia Internacional de la UNESCO en Hamburgo

La EP aparece como un concepto consolidado

La EP abarca la educación formal, no formal e informal

2002. LOCE

Mantiene vigente la consideración hecha por la LOGSE de la EP como principio básico del sistema educativo

Continúa regulando únicamente el subsistema EPA

La maduración del concepto de EP producida hasta considerar como uno de sus subsistemas la Educación de Personas Adultas (EPA), no ha tenido un encaje legislativo tan rápido como ocurrió en los casos ya comentados de la Ley General de Educación y de la LOGSE. En la actualidad la LOCE regula únicamente el subsistema EPA, olvidando aspectos como definir las competencias básicas, promocionar la adecuada utilización de las técnicas de enseñanza/aprendizaje ligadas a las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), establecer procedimientos de validación oficial de las iniciativas educativas no ligadas al aprendizaje formal y la ampliación de las posibilidades de acceso a la EP (FAEA 2003).

Reconocimiento y consecuencias de la importancia de la actualización permanente

La importancia y necesidad de la actualización permanente ha sido reconocida por el Consejo de Europeo (Lisboa, marzo de 2000,) que fijó para la Unión Europea el ambicioso y estratégico objetivo de convertirse, antes de 2010, en la economía, basada en el conocimiento, más competitiva y dinámica del mundo; capaz de crecer económicamente de forma sostenible con más y mejores empleos y con mayor cohesión social. Para conseguirlo se reconoce que el futuro de la sociedad europea dependerá de las competencias de sus ciudadanos, las cuales deberán ser permanentemente actualizadas, pues así lo requiere la sociedad del conocimiento que se aspira a construir (Comisión de las Comunidades Europeas 2003).

También se ha evidenciado, en la Comunidad Autónoma de Aragón, esa importancia y necesidad de la actualización permanente con la creación de la Red de Centros y Aulas de Educación Permanente (Boletín Oficial de Aragón 2002) cuyo funcionamiento permite el aprendizaje permanente a las personas que a ella acuden, entre otras cosas, para cursar Enseñanza Secundaria para Personas Adultas (ESPA) y obtener el título de Graduado en Secundaria, puesto que no son ciudadanos que comienzan a aprender, sino que desean continuar aprendiendo.

Una característica distintiva del alumnado matriculado en estos centros es la de un importante bagaje de aprendizaje no formal e informal realizado con anterioridad a su asistencia a los cursos de ESPA, lo que recibe una validación con la duración cuatrimestral de los cursos.

El aprendizaje permanente en la ESPA a través del Campo de la Naturaleza mediante la alfabetización científica con orientación CTS

En el aprendizaje permanente que se realiza en ESPA, la ciencia y la tecnología, que deben estar al servicio de la humanidad, contribuirán a que la mayor parte de la población disponga de los conocimientos científicos y tecnológicos necesarios para desenvolverse en la vida diaria, resolviendo sus problemas y necesidades básicos de supervivencia y formándose opiniones fundamentadas sobre las complejas relaciones entre ciencia, tecnología y sociedad (CTS) que se evidencian, por ejemplo, cuando se comprende más profundamente la naturaleza, se aspira a un entorno sano y sostenible y a una mejor calidad de vida.

Con esta orientación, no necesariamente propedeútica, del proceso de enseñanza-aprendizaje, estaremos proporcionando a la ciudadanía capacidad para el debate y toma de decisiones sobre la producción, aplicación y distribución del saber científico y tecnológico en nuestra sociedad y dificultando su manipulación por los grupos de poder, los cuales, a través de los "mass media" (prensa, radio, televisión) e Internet, intentan mediatizar a la opinión pública e inculcarle determinados valores (UNESCO-ICSU 1999, Furió et al 2001).

El Campo de la Naturaleza en la ESPA tiene la tarea de dotar a la población adulta de una alfabetización científica que le permita juzgar críticamente las alternativas y enfoques que le presenten los diferentes agentes de participación social, al considerar la ciencia y la tecnología como parte de la cultura de nuestro tiempo.

Una alfabetización científica en la línea señalada por José Manuel Sánchez Ron en su discurso de ingreso en la Real Academia Española cuando expresaba: " Creo firmemente que el conocimiento científico constituye uno de los valores más firmes de nuestra especie, uno de sus atributos más nobles y distintivos. Sostengo que la vida de todos aquellos ignorantes de los conocimientos y valores científicos son existencias limitadas, desprovistas de un instrumento maravilloso de liberación, material e inmaterial, que hemos construido nosotros mismos, los homo sapiens. Creo en todo esto, sí, en el valor liberador de la ciencia, pero también creo con igual firmeza que la vida no se reduce totalmente a la ciencia" (Sánchez 2003).

Las personas adultas que tienen una competencia científica profana, pero que han realizado un aprendizaje informal más tecnológico que científico a lo largo de toda su vida, precisan de un enfoque didáctico ligado a la tecnociencia que evidencie cómo la ciencia y la tecnología son disciplinas que interactúan mutuamente. El empleo en el aula de esta orientación permitirá que el alumnado que finaliza la ESPA pueda participar e involucrarse en la solución de las controversias sociotécnicas o ambientales que afecten a su sociedad, ya sea a nivel local o global (Désautels y Larochelle 2003). Ponerlas de manifiesto en el aula exige una perspectiva multirreferencial, con dimensiones dependientes del derecho, la ética, la política, la estética, la comunicación, la economía y el análisis social.

Para que esta orientación didáctica sea eficaz es necesario que el profesorado supere las teorías implícitas que la investigación educativa ha demostrado que transmitimos a nuestro alumnado (ver cuadro), y que se recurra durante el proceso de enseñanza-aprendizaje a mostrar las interacciones CTS.

CTS es el acrónimo que agrupa a un amplio movimiento pedagógico que pretende contribuir en una mejora de la alfabetización científica y tecnológica de todas las personas, y propicia la participación democrática de la ciudadanía en la evaluación y toma de decisiones respecto a asuntos científicos y tecnológicos de interés social (Acevedo et al 2003).

TEORÍAS IMPLÍCITAS DEL PROFESORADO, SOBRE LA NATURALEZA DE LA CIENCIA Y DE LA ACTIVIDAD CIENTÍFICA, QUE SE TRASMITEN A LOS ALUMNOS EN EL AULA

Fuente: Fernández, I. et al. 2003

Visión descontextualizada y socialmente neutra que ignora las relaciones CTS

Concepción individualista y elitista que reserva la ciencia a minorías especialmente dotadas

Concepción empiro-inductivista y ateórica que olvida las teorías implícitas de los investigadores

Visión rígida, algorítmica, infalible seguidora automática del "método científico"

Visión aproblemática y ahistórica

Visión exclusivamente analítica centrada exclusivamente en una materia

Visión acumulativa, de crecimiento lineal que ignora la evolución de los conocimientos científicos

Una alfabetización científica práctica, cívica y cultural en la ESPA tiene que utilizar recursos como la historia de la ciencia y de la tecnología, la arqueología industrial del entorno y, sobre todo, la actualidad (ver cuadro sobre ejemplos que permiten dar una orientación CTS a la alfabetización científica a realizar en ESPA).

Acudir a todas estas fuentes supone la existencia de un exceso de recursos y de una falta de tiempo para su tratamiento. Como solución a esta dificultad se puede recurrir al aprendizaje que el alumnado de los centros de personas adultas ha trabajado más en su vida: el aprendizaje informal. Actividades como la cesión de espacios a entidades y colectivos, la realización de conferencias, actividades y visitas, la difusión de materiales confeccionados por los poderes públicos y entidades sociales, la dotación a la biblioteca del centro de libros de divulgación científica y ciencia ficción, favorecer la utilización de las TIC, permiten completar la labor del aula para alcanzar, fundamentalmente, la alfabetización científica cívica y cultural.

EJEMPLOS DE LA ACTUALIDAD INFORMATIVA, CORRESPONDIENTES AL PRIMER TRIMESTRE DEL CURSO 2003-04, QUE PERMITEN DAR UNA ORIENTACIÓN CTS A LA ALFABETIZACIÓN CIENTÍFICA A REALIZAR EN ESPAÑA

Contenido

Noticia

Agua

Problemática asociada al Plan Hidrológico Nacional. Alternativas: desalación. Erosión del medio natural

Alergia

Los antibióticos en el primer año de vida favorecen las alergias

Cáncer

Pruebas para detectar el cáncer de colon a mayores de 50 años Adición de fibra al pescado para reducir el cáncer intestinal Pacientes que mueren por ineficacia del sistema sanitario

Ciencia y política

Reflexión sobre el coste del viaje espacial de Pedro Duque

Clonación

EEUU y España intentan vetar la clonación terapeútica La UE y los ensayos con células embrionarias Estudios afirman que la carne y leche de clon es comestible

Consumo

Investigación sobre un supuesto fraude en la venta de "energía verde"

Dolinas

Polémica sobre la seguridad en la vía del AVE Madrid-Zaragoza

Efecto invernadero

Problemática Kioto - tarifas eléctricas

Energía eléctrica

Endesa acuerda la recolocación de familias chilenas afectadas al ser sus tierras tapadas por las aguas de la central hidroeléctrica Raco Renovación de la central térmica de Escatrón

Fusión

Propuesta de la UE para albergar el ITER

Genética

54 genes pueden explicar la identidad sexual

Obesidad

El 12,5% de los niños españoles es obeso

Movimiento

Los motores del Gran Circo de la Fórmula 1

Química

El hidrógeno como fuente energética Bautizado el elemento 110

Radiactividad

Radiactividad en la tierra y plancton de Palomares

Sida

El 25% de los infectados ignora que es portador La OMS anuncia que puede crear una vacuna

Teoría Cinética

Se alcanza la temperatura de media millonésima de grado Kelvin

Virus

La OMS considera a los gatos portadores de la neumonía asiática

Todas estas actividades muestran un camino para que la ciudadanía consiga una sociedad competitiva, dinámica y que se desarrolle de forma sostenible. La actualización de la alfabetización científica requiere del aprendizaje permanente. Es necesario conseguir en el alumnado de los centros de ESPA una predisposición hacia la actualización constante de los aprendizajes efectuados.

BIBLIOGRAFÍA

ACEVEDO, J. A., VÁZQUEZ, A., MANASSERO, M. A. y ACEVEDO, P., (2003), Creencias sobre la tecnología y sus relaciones con la ciencia, Revista Electrónica de Enseñanza de las Ciencias, vol. 2, (3), artículo 9. En línea en: <http://www.saum.uvigo.es/reec>

BOLETÍN OFICIAL DE ARAGÓN, (2002), Ley 16/2002, de 28 de junio, de educación permanente de Aragón, Fecha de publicación: 08/07/2002

COMISIÓN DE LAS COMUNIDADES EUROPEAS (2001), Hacer realidad un espacio europeo de aprendizaje permanente, Bruselas 21.11.2001

COMISIÓN DE LAS COMUNIDADES EUROPEAS (2003), Invertir eficazmente en educación y formación: un imperativo para Europa, Bruselas 10.01.2003

CONCEPCIÓN ARENAL (1924), Cartas a un obrero, Obras Completas de Concepción Arenal. La cuestión social, Librería Victoriano Suárez, Madrid.

DÉSAUTELS, J. y LAROCHELLE, M., (2003), Educación científica: el regreso del ciudadano y de la ciudadana, Enseñanza de las Ciencias, 21 (3), 3-20.

FAEA (2003), Valoración de la LOCE en relación con un sistema de aprendizaje permanente, Diálogos, 33, vol. 1, 59-65.

FERNÁNDEZ, I., GIL, D., VILCHES, A., VALDÉS, P., CACHAPUZ, A., PRAIA, J. y SALINAS, J. (2003), El olvido de la tecnología como refuerzo de las visiones deformadas de la ciencia, Revista Electrónica de Enseñanza de las Ciencias, vol 2, (3), artículo 8. En línea en: <http://www.saum.uvigo.es/reec>

FERRER, F., (1976), La Escuela Moderna, Júcar, Madrid.

FURIÓ, C., VILCHES, A., GUISASOLA, J. y ROMO, V. (2001), Finalidades de la enseñanza de las ciencias en la secundaria obligatoria. ¿Alfabetización científica o preparación propedeútica?, Enseñanza de las Ciencias, 19 (3), 365-376.

RÍOS, M. F. (2002), Evolución de la Educación Permanente. Perspectiva de la UNESCO, Diálogos, 31-32, vol. 3, 87-92.

SÁNCHEZ, J. M., (2003), Elogio del mestizaje: Historia, lenguaje y ciencia, Extracto del discurso de ingreso de José Manuel Sánchez Ron en la Real Academia Española. El País, 20 de octubre.

SOLÉ, L., (1981) Raíces de la geología española, Mundo Científico, 9, 1018-1032.

UNESCO-ICSU (1999), Declaración de Budapest sobre la Ciencia y el uso del saber científico, Conferencia Mundial sobre la Ciencia para el Siglo XXI: un nuevo compromiso. Budapest 26 de junio-1 de julio de 1999. En línea: <http://www.campus.oei.org/salactsi/budapest.htm>


Formulario de suscripción gratuita a las Novedades del Area CTS+I