educación superior

La OEI reúne por primera vez en Madrid a la comunidad universitaria iberoamericana para acordar una agenda de trabajo común

OEI . 05/12/2018
Tamaño del texto + -

La Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI) congregó ayer en Madrid a algunas de las principales autoridades en educación superior de varios países iberoamericanos. Se trata de la primera vez que los sistemas universitarios de la región se reúnen para abordar un plan y un calendario de trabajo encaminado a crear un Espacio Iberoamericano del Conocimiento, en el que la movilidad académica, la convergencia de nuestros sistemas universitarios y la generación de conocimiento son los principales ejes.

La educación superior en Iberoamérica cuenta ya con cerca de 30 millones de estudiantes universitarios y muchos de ellos son los  primeros de sus familias que acceden a la universidad, según ha explicado el secretario general de la OEI, Mariano Jabonero.

La OEI ha contribuido a este éxito y para seguir haciéndolo en el futuro pondrá en marcha a partir de 2019 el Programa Paulo Freire plus, que forma parte del Programa de Educación Superior del organismo para 2019-2020. “Consistirá en la financiación de becas pre-doctorales a aquellos estudiantes que quieran realizar su formación doctoral en una universidad iberoamericana de un país distinto al de origen, así como financiar proyectos de investigación compartidos entre varias universidades de la región, para que la OEI pueda directamente contribuir a generar nuevo conocimiento”, según ha expuesto Jabonero.

En el transcurso del acto público de presentación del Programa de Educación Superior de la OEI, que ha tenido lugar en el Paraninfo de la Universidad Complutense de Madrid, el secretario general de Universidades del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades del Gobierno de España, José Manuel Pingarrón, ha expresado que: “queremos que haya equidad con excelencia porque si no la universidad no puede cumplir con su tarea de generación, transmisión y transferencia del conocimiento”. Pingarrón también ha destacado la importancia de que organismos como la OEI lideren programas de educación, ciencia y cultura “para que la región iberoamericana sea verdaderamente una región de conocimiento”.

Por su parte, el ministro de Educación y Enseñanza Superior de Andorra, Eric Jover, ha declarado que “la educación superior debe estar más conectada con la sociedad y responder a sus demandas y para ello queremos contar con la OEI”.

En el turno de debate bajo el título “La educación superior iberoamericana ante el reto de la 4ª revolución industrial”, Juan José Moreno Navarro, portavoz de Educación e Investigación del Grupo Socialista en la Asamblea de Madrid, ha destacado la importancia de la transformación digital. “Según un estudio de la Universidad de Oxford, en 20 años más de 700 profesiones van a desaparecer. No habrá menos empleo, pero será diferente y estará en diferentes sitios. Tenemos tiempo de adaptarnos y la educación superior tiene ahí un rol importante que jugar”, ha dicho.

Un futuro halagüeño se abre paso para las universidades en Iberoamérica, según el presidente del Consejo Asesor de la OEI y ex secretario de Educación Pública de México, Otto Granados: “todo apunta a que va a haber más años de crecimiento bruto de las matrículas universitarias en Iberoamérica”.