OEI | Ciencia | Red | Formación | Contactar |

Inicio | Opinión | Reportajes | Noticias | Entrevistas | Multimedia

Salud | Comunidad

Ciudadanía Digital de los estudiantes universitarios

3 de junio de 2018

Carlos Miguel Ríos González. Universidad Nihon Gakko. Para IBERDIVULGA sobre el Foro Iberoamericano de Ingeniería y Sociedad Digital.
La ciudadanía digital supone la comprensión de asuntos humanos, culturales y sociales relacionados con el uso de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), así como la aplicación de conductas pertinentes a esa comprensión y a los principios que la orientan: ética, legalidad, seguridad y responsabilidad en el uso del Internet, las redes sociales y las tecnologías disponibles.

En la actualidad las TIC han revolucionado las universidades con la incorporación de herramientas que favorecen el proceso de enseñanza – aprendizaje; el mundo, tal y como lo conocíamos, ya no existe y este sector no es ajeno a estos cambios. Los sistemas educativos de todo el mundo se enfrentan al desafío de utilizar las tecnologías de la información y la comunicación para proveer a sus alumnos/as con las herramientas y conocimientos necesarios que se requieren en el siglo XXI.

Según las diversas definiciones que circulan, hay una serie de áreas que se suelen abarcar y relacionar dentro del concepto de ciudadanía digital

  • Educación: uso de las TIC para la alfabetización digital y desarrollo de competencias digitales en la que se involucran docentes, estudiantes e instituciones.
  • Acceso y participación: brecha digital, derecho de acceso a Internet, democracia electrónica. Ejercicio responsable.

Las TIC pueden complementar, enriquecer y transformar la educación, en su calidad de Organización principal de las Naciones Unidas para la educación, la UNESCO orienta el quehacer internacional con miras a ayudar a los países a entender la función que puede desarrollar esta tecnología en acelerar el avance hacia el Objetivo de Desarrollo Sostenible 4 (ODS4), una visión plasmada en la Declaración de Qingdao.

La UNESCO comparte los conocimientos respecto a las diversas formas en que la tecnología puede facilitar el acceso universal a la educación, reducir las diferencias en el aprendizaje, apoyar el desarrollo de los docentes, mejorar la calidad y la pertinencia del aprendizaje, reforzar la integración y perfeccionar la gestión y administración de la educación.

La Organización examina el mundo en busca de ejemplos exitosos de aplicación de las TIC a la labor pedagógica – ya sea en escuelas primarias de bajos recursos, universidades en países de altos ingresos o centros de formación profesional – con miras a elaborar políticas y directrices.

Es innegable la importancia de entablar en nuestra sociedad estas y otras reflexiones y acciones conjuntas para la apertura de las escuelas paraguayas al uso de las nuevas tecnologías, tales como la computadora e internet, en los procesos de enseñanza y aprendizaje. En un mundo globalizado e intercomunicado, ellas constituyen un medio de reducir las brechas socioeconómicas y potenciar la inclusión de nuestros niños y jóvenes en la sociedad del conocimiento, considerando el nivel competitivo que se adquiere con la aplicación bien orientada de las tecnologías en todos los ámbitos.

Este es un proceso en el que ya existen varias experiencias exitosas en otros países, las cuales hay que adaptar y/o replantear de acuerdo con nuestra realidad de país plurilingüe y pluricultural, equilibrando en lo posible el flujo informativo y cultural que se da en este nuevo contexto, con la esencia del ser nacional manifestada en su historia, tradición y costumbres.

Es irremplazable el rol que deben asumir los docentes en este proceso, quienes, en representación de la sociedad, no solo acercarán a los estudiantes a nuevas y multiplicadas formas de conocimiento y comunicación, sino que deben ayudarles a establecer criterios maduros de uso, de acuerdo con los valores familiares y autóctonos, teniendo en cuenta que, a la postre, las TIC no son un fin en sí mismas, sino tan solo herramientas y medios que pueden y deben potenciar el desarrollo cultural del país.

Es impostergable la puesta en marcha de sistemas de capacitación flexibles, creativos y sostenidos en el tiempo - que traspasen los periodos actuales de gobierno- , los cuales estimulen el pensamiento, fortalezcan la personalidad colectiva, planteen soluciones innovadoras a los problemas transversales de nuestra sociedad: familia, democracia, cuidado del medio ambiente, con un compromiso operante hacia las capas más desfavorecidas de las comunidades.

Por lo anterior, entre las prioridades a atender para promover usos innovadores de las TIC en las escuelas, se encuentra el tema del desarrollo y perfeccionamiento continuo de las competencias tecnológicas y didácticas del profesorado. Hay que considerar no sólo espacios para la reflexión y eventual transformación de sus creencias y prácticas pedagógicas, sino ante todo, la creación de equipos o grupos de trabajo (a la manera de comunidades de práctica y discurso crítico) que brinden el debido soporte y acompañamiento en esta labor. Los esfuerzos conducidos (meritorios pero insuficientes) se han centrado en dotar a los profesores de las nociones básicas de uso instrumental de las TIC, con poco apoyo para su introducción sistemática en el aula. Son menos las experiencias donde los profesores logran adquirir las competencias necesarias para utilizar conjuntamente metodologías didácticas innovadoras y TIC sofisticadas, enfatizando la comprensión del conocimiento escolar pero sobre todo su aplicación tanto a problemas del mundo real de interés para sus alumnos, como a su propio abordaje pedagógico. Más allá del manejo instrumental básico de las TIC, el docente requiere mejorar y enriquecer las oportunidades de aprender a enseñar significativamente a sus estudiantes con apoyo en dichas tecnologías, lo que implica su participación activa en proyectos colectivos de diseño y uso de ambientes de aprendizaje enriquecidos con las TIC.

Palabras clave:

subir

  
Diseño y contenidos por asenmac