OEI | Ciencia | Red | Formación | Contactar |

Inicio | Opinión | Reportajes | Noticias | Entrevistas | Multimedia

Salud | Comunidad

Las relaciones entre la ciencia, la tecnología y el género en Bilbao

3 de agosto de 2018

Entre los días 18 y 20 julio cerca de 150 asistentes escucharon muchos mensajes sobre la situación de la mujer ante la ciencia y la tecnología. El encuentro fue inaugurado por la Consejera de Educación del gobierno vasco, Cristina Uriarte Toledo quien estuvo acompañada en la mesa por Idoia Fernández Fernández, Vicerrectora de Innovación, Compromiso Social y Acción cultural de la UPV/EHU, Izaskun Landaida Larizgoitia, Directora de Emakunde, Eulalia Pérez Sedeño, Fundadora y Presidenta de los Congresos Iberoamericanos de Ciencia, Tecnología y Género y Juan Carlos Toscano del área de ciencia de la OEI. La próxima cita será en 2020 en Ecuador.

El XII Congreso Iberoamericano de Ciencia, Tecnología y Género se celebró en el País Vasco, en Bilbao, ciudad especialmente representativa de la renovación, del cambio y del futuro. Este encuentro de personas que se comprometen con el análisis de la ciencia y de la tecnología desde la categoría del feminismo ha llegado a un grado de madurez que quisiéramos fuera su seña de identidad. Para ello se ha realizado un recorrido de más de veinte años con la antorcha iluminando nuestra preocupación de qué es lo que hay, y no debería haber, en el encuentro de las mujeres con la ciencia y la tecnología.

Empezó en Madrid, en 1996, con el apoyo de hombres y mujeres comprometidos/as de la Universidad Complutense de Madrid, del Ministerio de Educación y Ciencia y del Instituto de la Mujer. Fue un revulsivo, una toma de contacto, un saber que lo que me pasa a mí les pasa a otras mujeres y algunos hombres. Continuó en 1998, en Buenos Aires, sellando el acuerdo de hacerlo cada dos años en un país del ámbito iberoamericano. El año 2000 nos encontramos en Panamá y retornó a Madrid en 2002, crecido y con el refuerzo del Instituto de Filosofía del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), entre otras instituciones que se volcaron en el Congreso. Siguió en México en 2004 y en Zaragoza en 2006, La Habana en 2008 y en Curitiba (Brasil) en 2010. Fiel al pacto de ser bianual, se desarrolló en su ámbito interdisciplinar, pero nunca olvidando que la raíz primordial es la ciencia, la tecnología y la situación de esa masa crítica de sexo de segunda clase que se esconde en su frívola neutralidad. En invierno de 2012, Sevilla acogió el encuentro; en 2014 viajamos a Paraguay y el último, en 2016, fue en Costa Rica.

Durante los 22 años que se lleva celebrando el Congreso Iberoamericano de Ciencia, Tecnología y Género las relaciones entre los seres humanos han cambiado en cuanto a las formas. Atendiendo a las interacciones de poder y de manipulación de conductas, el aspecto de estos momentos es muy diferente del de aquel 1996 en el que en Madrid se concentraron las fuerzas pensantes y sintientes del problema de género en la Ciencia y en la Tecnología.

Esta vez la realización de dicha concentración en el Bilbao de 2018 con un espíritu renovador, atento a los cambios de las fuerzas vivas, tanto reales como virtuales, del feminismo en el mundo tecnocientífico. Con la ilusión y la certeza de que estamos en proceso de continuo cambio, de que no nos podemos permitir acomodarnos en ideas pasadas y de que el futuro es de las jóvenes y de las niñas que tienen que trabajar y tienen que vivir con la conciencia de que la desigualdad es injusta. Este Congreso ha querido ofrecer aire fresco en el proceso de renovación de nuestra autoestima, imprescindible para optar por estudios técnicos o científicos; en el viaje por la propia vida rompiendo moldes y conceptos que embrutecen y que se dirigen por claros motivos de abuso y de explotación; renovación para que muchas viejas injusticias queden al descubierto y, por lo tanto, se les dé consciencia, nombre y solución. Toda esta panoplia de desigualdad ha forjado la ciencia, la ingeniería, la salud, la divulgación, la historia, la sociología, el arte, la investigación y el desarrollo.

Las sesiones realizadas han sido brillantes y aleccionadoras. Empezaremos destacando a las conferencistas plenarias: Margarita Sánchez Romero, de la Universidad de Granada, que habló de la presencia [ausencia] de la mujer en los relatos históricos, a través de la conferencia Considerando a las mujeres en la (Pre)Historia. Cuestionando los discursos sobre el pasado. Las mujeres no están presentes en los discursos históricos. No lo están ni sus aportaciones, ni sus conocimientos, ni sus trabajos. Esa exclusión no está basada en el conocimiento científico, sino que es una construcción ideológica que se ha servido de las sociedades del pasado, especialmente de las prehistóricas, para crear estereotipos que ayuden a justificar un determinado orden social. A alimentar estos prejuicios contribuyen conceptos como el de tecnología o temporalidad y determinadas presunciones esencialistas y presentistas. La investigación arqueológica está contribuyendo en los últimos años a deconstruir esos razonamientos no solo apostando por el estudio de otros aspectos poco tratados hasta el momento, sino también revisando las nociones que han sustentando la construcción de las desigualdades, para poder situar las experiencias de las mujeres en el centro del discurso histórico. Queremos compartirles la grabación de una intervención de la profesora Sánchez Romero en la final del concurso de FECYT FameLAB:

 

La segunda conferencista fue Remedios Zafra con la conferencia Mujeres que crean, programan, prosumen, teclean. as mujeres que habitualmente han manejado tecnología en el último siglo han sido tecleadoras, secretarias y maquiladoras, mediadoras en la producción y uso tecnológico desde trabajos precarios y a tiempo parcial, limitadas a la repetición y no a la ideación e imaginación de mundo. Pero también la tecnología de uso doméstico ha sido denostada y el trabajo de las mujeres en casa valorado como prosumo y no como empleo. Prácticas difuminadas en su consideración y pago siempre inmaterial y simbólico que en algo recuerdan a vigentes formas de prosumo en Internet. En esta conferencia transitaremos por la relación de las mujeres con la tecnología tomando como hilo conductor cuatro verbos que nos permiten habitar la complejidad de este escenario simbólico, creativo y laboral. Teclear, prosumir, programar y crear son prácticas analizadas por el ciberfeminismo desde las que podemos identificar nodos de tensión para las mujeres en la tecnología. Desde ellas también podremos sugerir algunas de las estrategias que el arte feminista propone para subvertir el imaginario hegemónico que limita las potencias del ser (poder ser) de las mujeres en la producción, programación y creación tecnológica. Hemos rescatado de Internet una breve intervención de Remedios Zafra sobre su libro: "(h)adas: mujeres que crean, programan, prosumen, teclean"

“La igualdad de oportunidades y el análisis sexo-género imprescindibles para mejorar la atención sanitaria” fue la tercera conferencia que fue impartida por Elena Aldasoro Unamuno del Gobierno Vasco. Las desigualdades de género en salud han pasado desapercibidas hasta hace poco más de una década. La falta de oportunidades de las mujeres en la toma de decisiones, tanto en los equipos de investigación como en los órganos de gestión del ámbito sanitario, ha sido la causa principal de estas diferencias injustas y sistemáticas. La hegemonía de los hombres sobre las mujeres ha determinado que la ciencia sea androcéntrica y que, fallando en identificar las diferencias, se hayan atribuido los patrones masculinos de salud y enfermedad a las mujeres, definiéndolos cómo la norma. Esta práctica habitual en Medicina que consiste en caracterizar como típico lo que ocurre en hombres y atípico lo que acontece en mujeres, suele acompañarse con frecuencia de la utilización de dobles estándares, según se trate de un hombre o una mujer. En el mundo de la salud es imprescindible considerar el sexo y el género para luchar contra las desigualdades porque, por un lado, hombres y mujeres somos diferentes a nivel celular, molecular y en todos nuestros órganos, desde el cerebro hasta los pulmones y las articulaciones. Y, por otro lado, debe tenerse en cuenta que las necesidades en salud pueden cambiar debido a los diferentes roles socialmente asignados.

La cuarta conferencia correspondió a Marta I. González García del Grupo de Investigación CTS de la Universidad de Oviedo y se tituló: Tres décadas de epistemología feminista. El estudio de la ciencia desde la perspectiva de género comienza en los años sesenta abordando los problemas de acceso de las mujeres al sistema de ciencia y tecnología. Al tiempo que las propias científicas reflexionan sobre los procesos de invisibilización y segregación de las mujeres en la ciencia y la tecnología, muchas de ellas también identifican sesgos de género en los contenidos y prácticas de sus disciplinas. Es a partir de los años 80 y, sobre todo, en los años 90, cuando estas críticas generan una importante discusión filosófica acerca de sus consecuencias para la comprensión de la forma en la que la ciencia produce y evalúa el conocimiento. A partir de la clasificación de las epistemologías feministas que Sandra Harding establece a finales de los años 80, en esta intervención se recorrerá su evolución reciente, su creciente convergencia, sus relaciones con las discusiones epistemológicas generales y su relevancia tanto para la práctica científica como tecnológica. Aunque ya la reseñamos en su día les invitamos a ver su conferencia TED “Sexualidad y roles de género en primates y seres humanos”

La última conferencia correspondió a Marcia Cristina Bernardes Barbosa, Física brasileña especializada en mecánica estadística profesora y directora desde 2008 el Instituto de Física de la Universidad Federal de Río Grande del Sur (UFRGS) y Premio L’Oréal-UNESCO Latino América a Mujeres en Ciencia en 2013. Las mujeres están subrepresentadas en las ciencias y en particular en las exactas y la tecnología. Este problema se agrava a medida que se avanza en la carrera. El porcentaje de mujeres en la cima de la carrera en la ciencia es muy inferior al porcentaje en la graduación. En esta conferencia se mostraron datos sobre este problema, se analizaron los orígenes de este problema y se presentaron algunas prácticas que intentan resolverlo. Se abordó la situación y experiencias de las mujeres en la física actual y/o pasada, con la mirada personal de Marcia como investigadora en Física, laureada y con desempeño en cargos de investigación relevantes. Les invitamos a ver una conferencia similar “Mulheres na Ciência: uma verdade inconveniente” http://iptv.usp.br/portal/video.action?idItem=38793

Completamos la nota con dos temas que nos parecen que son muy necesarios tener en cuenta. El primero sale de la presentación del grupo ciencia, tecnología y género del que destacamos la enorme importancia que tienen las mujeres a la hora de promover la igualdad. Es una lucha que solo ellas van a tener la perseverancia y sabiduría que se requiere. La especialista Gloria Bonder señalaba en un estudio que dentro de los aspectos positivos que tiene la temática en Latinoamérica está el hecho de la enorme fuerza que tienen los distintos grupos de científicas y tecnólogas de la región y a las que se debe apoyar desde todo tipo de instancias para que su voz llegue cada más lejos.

El otro tema es el de las ingenierías. Parece, que, junto a las matemáticas y la física, el único espacio en el que la matriculación femenina es inferior a la masculina. Aunque siempre puede argumentarse que tiene que ver con los gustos de la mujer la importancia que tiene la digitalización de la vida necesita que muchas más mujeres se involucren en la definición de algoritmos, el diseño de la inteligencia artificial y de los robots. Corremos el riesgo, y así lo constataban los estudios presentados en Bilbao, que todos esos constructos sean generadores de nuevas discriminaciones y perpetuadores de los modelos patriarcales.

Nota final. La EITB Radio realizó un gran programa que les compartimos https://www.eitb.eus/es/radio/radio-euskadi/programas/la-mecanica-del-caracol/audios/detalle/5753396/audio-la-perspectiva-genero-ciencia-salud-educacion-tecnologia/ que incluye entrevistas a Elena Aldasoro Unamuno, Eulalia Pérez Sedeño, Teresa Nuño, Remedios Zafra, Margarita Sánchez Romero, Marcia Barbosa y Marta González (Hay una nota que lo completa https://www.eitb.eus/es/radio/radio-euskadi/programas/la-mecanica-del-caracol/detalle/5753395/la-perspectiva-genero-ciencia-salud-educacion-tecnologia/ titulada La perspectiva de género en ciencia, salud, educación y tecnología.

Palabras clave:

subir

  
Diseño y contenidos por asenmac