OEI | Ciencia | Red | Formación | Contactar |

Inicio | Opinión | Reportajes | Noticias | Entrevistas | Multimedia

Salud | Comunidad

Metas 2021 e Interdisciplinariedad: solución práctica a una necesidad … en un contexto específico

22 de abril de 2016

Dagoberto Ramírez Alarcón, Profesor de Estado, Licenciado en Educación, Magíster en Administración y Gestión. Molina. Chile. IBERCIENCIA. Comunidad de Educadores para la Cultura Científica.
La Educación es la herramienta principal para lograr que la gran masa humana tenga acceso a una mejor calidad de vida (necesidades básicas) y a una visión volitiva de la trascendencia, por este motivo la solución a los problemas deben enfocarse desde una cosmovisión o concepción sistémica y sistemática, de globalidad y complejidad de los distintos saberes (interdisciplinariedad) con las necesidades reales, las expectativas e intereses de sus actores.

Inmediatamente al ingresar a Pedagogía, la recepción del Jefe de Especialidad fue “…si alguno de ustedes desea ganar dinero y desarrollar un trabajo fácil, ¡váyase de inmediato!, porque la docencia es vocacional, no una alternativa comercial rentable” No obstante, en el desempeño de mis labores he conocido demasiados docentes mercaderes de la educación, por este motivo -evitando pelear inútilmente contra molinos de viento-, he preferido idear un proyecto mixto, vale decir, que realmente sea un medio educativo y cultural; genere empleos sustentables que permitan acceder a una mejor calidad de vida; preserve y cuide el medio ambiente, y a la vez, …permita al docente obtener mayores recursos adicionales.

Para intentar esbozar una respuesta educacional ante una realidad socio económico y cultural específica que permita que ese colectivo tenga acceso a una mejor calidad de vida, es más adecuado realizar una reflexión supradisciplinar y pragmática de las variables y sus interrelaciones, dada la complejidad del tema. Indiscutiblemente para elaborar un marco de reflexión para la interpretación de los fenómenos naturales y la incidencia del hombre en ellos, en lugar de marcos disciplinares parcelados, es necesario conciliar en la praxis la realidad (necesidades tangibles) con el deber ser, punto de partida al planteamiento de alternativas de solución desde una cosmovisión o concepción sistémica y sistemática, de globalidad y complejidad de los distintos saberes (interdisciplinariedad) con las necesidades reales, las expectativas e intereses.

En el sistema de Enseñanza Media chilena la fragmentación del saber en distintas disciplinas que se entregan aisladamente permite que los alumnos salgan a la vida con un mar de conocimientos de una mili micra de profundidad, con lo cual “se justifican” sus fracasos en estudios superiores y/o en la vida laboral, puesto que las maquinarias de un establecimiento T.P. se cambian cada 30 o 40 años, mientras que en las empresas –para ser competitivas-, en promedio se renuevan cada 2 o 3. Como cruel ironía, al docente siempre se le ha catalogado como “máquinas reproductora del saber producido en las universidades”, puesto que el sistema escolar lo presenta como un autómata que reproduce lo planificado, considerándosele incapaz de elaborar algo nuevo, producto de sí mismo.

Desde su entorno físico, el área de influencia de mi liceo es la comuna de Molina en la cual están enclavadas cataratas de gran belleza escénica, ampliamente conocidas a nivel internacional. No obstante, por una parte, los lugareños desde tiempos ancestrales siguen dedicados a la producción agropecuaria realizada a nivel familiar (o de traspatio) que juega un rol preponderante en la solución social inmediata, pero sin pensar ni menos organizarse empresarialmente ante las enormes potencialidades turísticas. Por otra parte, el sistema educacional continúa entregando una rutina genérica, sin dar respuestas reales a necesidades concretas por el logro de una mejor calidad de vida, motivo por el cual la idea es sencilla:  "Fomentar el crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible, el empleo pleno y productivo, y el trabajo decente para todos" (Objetivos de Desarrollo Sostenible, N° 8), para lo cual es menester “favorecer (en la praxis) la conexión entre la educación y el empleo a través de la E.T.P.”, en la cual los beneficiarios directos de la educación, cultura y empleo serían los alumnos, sus familias, los docentes y residentes; el entorno ecológico en su preservación patrimonial; y los turistas desde el punto de vista recreacional e integral.

El ethôs de esta posible respuesta lo constituye la conexión de los tres ejes del espacio de interacción en la búsqueda del total equilibrio: educación (social) – ecología - economía (turismo sustentable).

El constructo hipotético es afianzar el concepto de turismo transversalmente en la malla del sistema curricular local (comunal), permeando y ascendiendo en complejidad según niveles, desde prebásica a enseñanza media. Bajo ningún punto se trata de reemplazar o de cambiar las actividades curriculares, sino, desarrollarlas en base al turismo en sus distintos e infinitos ámbitos y componentes. Insisto: se trata de unificar los saberes (interdisciplinariedad) actualmente fragmentados, en base a un común denominador tangible y pragmático (turismo).

Desde otro enfoque, implicaría desestructurar el método Taylorista y reencauzar a muchos docentes que creen estar utilizando una metodología constructivista porque incentivan a sus alumnos a “hacer” (pero repitiendo una actividad según instrucciones específicas), cuando en realidad sólo reproducen la metodología conductista. Se trata de redimensionar la enseñanza y el trabajo docente en inocular paulatinamente en la mente del alumno ideas que conduzcan a la reflexión y a la generación de respuestas globales teóricas y prácticas, es decir, permear el turismo en los alumnos e inducirlos a relacionar los saberes de forma lógica en su estudio desde diferentes ciencias, porque la misión de la escuela/liceo es formar para que los estudiantes puedan comunicarse, trabajar y participar como ciudadanos, no como pasivos robots, repetidores de conocimientos que no perduran necesariamente en el tiempo.

Este proyecto consiste en difundir “El Radal 7 Tazas(*)” en Chile y en el mundo, amalgamando el enfoque educativo interdisciplinario a una identidad turístico-económica (centro de recursos mediante la otorgación de servicios integrales) bajo los parámetros de educación (enseñanza interdisciplinaria)—emprendimiento—empleabilidad—creación de nuevas fuentes (nichos) laborales, conformando Pymes de microempresariados familiares y su consecuente generación de innumerables empleos permanentes, es decir, llevando a la praxis las Metas 2021, cuyos frutos inmediatos permitirían preservar y cuidar el entorno, atender como corresponde a los turistas y difundir la cultura autóctona del país y de la zona, siendo uno de los “subproductos” la elaboración de un Centro de Estudios local y la potenciación de su actual mini Museo, a la vez que se erradicarìa gran parte de la pobreza, aumentando la calidad de vida, salud, empleabilidad y el status sociocultural y económico.

Desde el punto de vista práctico, y enfocándome en la Enseñanza Media, la idea es un proyecto educativo centrando el desarrollo de la malla curricular secuenciando niveles, contenidos y módulos en un polo de desarrollo (turismo) real (que permite la obtención de grandes recursos desde el gobierno central), conformando a la vez un centro de recursos asociado a la vida del trabajo, para lo cual la Enseñanza Básica y los dos primeros años de formación general son el capital intelectual de base que permitirán al alumno diversas opciones de continuación en 3ª y 4ª, sea en la modalidad H.C. para continuación en carreras universitarias de servicios, o en la modalidad T.P., que les permite en ingreso inmediato en la vida profesional, base de este proyecto, o su especialización universitaria en estas especialidades.

En este proyecto ejecutado en base al polo de desarrollo local (Turismo), la base está estructurada por los niveles de enseñanza de básica a 2do. Año de E. Media. En lo específico, a partir de 3ro. de E.M.T.P. las especialidades que se otorgan en la comuna se dividen en primarias (Turismo, Ventas) y secundarias: logísticas (Hotelería; Técnicos en Tercera Edad, Mecánica Automotriz, etc.) y complementarias (Administración; Dibujo Técnico, etc.) 

Palabras clave:

subir

  
Diseño y contenidos por asenmac