OEI | Ciencia | Red | Formación | Contactar |

Inicio | Opinión | Reportajes | Noticias | Entrevistas | Multimedia

Salud | Comunidad

Redefinición de la escuela en un mundo 4.0

16 de junio de 2018

Ana Beatriz Lozano. ISFD José Manuel Estrada. Para IBERDIVULGA sobre el Foro Iberoamericano de Ingeniería y Sociedad Digital
Texto de opinión referida a la intervención de Ainara Zubillaga, en la mesa redonda del foro “Ingeniería y Sociedad digital” del cual, rescato los 5 puntos que desarrolla como necesarios para una educación en un mundo 4.0

Ainara Zubigalla en su intervención en la mesa redonda del foro “Ingeniería y Sociedad digital” expone 5 puntos fundamentales que a su entender el sistema educativo debería integrar para dar respuestas a las demandas sociales actuales. Estos puntos, considero acertados y creo que deberían ser puestos a consideración de las autoridades educativas, directivos y docentes, en un debate abierto para discutir y evaluar los posibles mejoramientos en la calidad educativa de los colegios buscando otorgar ese lugar central que tenía la escuela y que debe seguir manteniendo en el proceso de enseñanza y aprendizaje.

En su exposición Zubillaga refiere que en las instituciones educativas debe existir alfabetizaciones emergentes, es decir, no sólo se debe enseñar en lo que actualmente se encuentra en la currícula, sino que además se debe ampliar en todos aquellos lenguajes actualmente existentes, como por ejemplo (digitales, visuales, artísticos, de datos, financieros, científicos, musicales, corporales) ampliar la cobertura de la enseñanza, teniendo presente todos los lenguajes que provienen de los cambios sociales y de la incorporación de tecnologías, sugiere que esto permitirá una flexibilización para que los alumnos puedan adaptarse a las demandas de la cuestión social.

Otro de los puntos que desarrolla en su exposición es la necesidad que tienen las escuelas de organizar los procesos educativos en torno a (retos abiertos, multidisciplinar o con perspectivas de múltiples enfoques) trabajos por proyectos, los cuales deben poseer características multidisciplinares donde se trabaje por equipos y en donde cada disciplina aporte al conjunto en ese proceso, ya no se puede pensar en un sujeto que aprende de manera solitaria, sino más bien en un sujeto que integra un equipo de trabajo, donde la cooperación y la colaboración jueguen un papel primordial, de esta manera se lo prepara al estudiante en relaciones que están mucho más cercanas al mundo laboral. También en su discurso expone la importancia de las estrategias metacognitivas en un proceso de aprendizaje permanente, es decir que existe la necesidad de preparar al alumno en el desarrollo de capacidades y competencias que lo ayuden a estar en constante aprendizaje siendo consciente de que ningún conocimiento es acabado y que la evolución es permanente.

El sujeto actual debe poder adaptarse a los cambios, estar abierto a la innovación y al aprendizaje constante, debe saber aprender. Esa innovación tiene relación con el desarrollo de un sistema educativo abierto a otros contextos, otros ámbitos, sabiendo que el conocimiento del estudiante atraviesa y se configura en otros espacios, otros ámbitos que componen los contextos formales e informales. La escuela debe tener una apertura hacia su comunidad, las familias y el entorno, la comunidad juega un papel preponderante a la hora de conocer en profundidad los intereses del estudiante y sus motivaciones. Es fundamental entender que el alumno aprende más allá de las aulas, y que el acceso a la información es inacabado, sin embargo allí radica un problema que debe ser respondido desde el acompañamiento pedagógico que tiene el docente como guía en el proceso de enseñanza y aprendizaje, es imprescindible que el estudiante aprenda a discernir la información que recibe desde los ámbitos y contextos a los que permanentemente está expuesto. Sabemos que de forma cotidiana recibe mucha información no sólo de su contexto inmediato, sino que además y a través de las redes sociales, la navegación por internet tiene a disposición conocimientos a nivel mundial, esto es lo que debe ser aprovechado por el docente, cuando decide ahondar en los saberes previos de sus alumnos, tiene que integrar todo ese cúmulo de saberes en vías a la conjugación de nuevos conocimientos, de esta manera se incrementa el pensamiento reflexivo y crítico, donde el protagonista es el estudiante en su construcción y desarrollo de aprendizajes significativos.

En su último punto Ainara expone que además de todo lo anterior, es preciso apuntar a una educación más humanitaria, donde se conjuguen relaciones empáticas, colaborativas, donde la inteligencia emocional sea vista como principal característica para la promoción de relaciones interpersonales saludables en un mundo dominado por las tecnologías, en el que algunos autores hablan de alienados tecnológicos. Ella apunta a desarrollar el protagonismo de la condición humana por sobre todas las cosas, insiste en la educación de los sujetos como personas más comprometidas con el hecho de ser personas sociables, cultivando habilidades interpersonales, la capacidad de escucha, empatía, comunicación, esto es lo que nos hará estrictamente humanos ante el proceso de automatización.

“La tecnología debe ser un medio para alcanzar un fin específico en el proceso de enseñanza y aprendizaje y no un fin en sí misma”

Contenedores

Palabras clave:

subir

  
Diseño y contenidos por asenmac