Inicio | Acerca de la OEI | Cooperación | Formación | Publicaciones | Contactar
MEC

Inicio Género

Quiénes somos

Origen y objetivos
Actividades
Publicaciones

Documentos

Textos internacionales
Información por países
Materiales por niveles
Material para docentes
Revistas y boletines
Bibliografía

Buenas prácticas

Recursos

Eventos

Enlaces de interés

Contactar


Mujeres con historia

 Blog:

Género y Educación

 
Noticias Educación, Ciencia y Cultura

Colabora:
Instituto de la Mujer
Agencia Española de Cooperación Internacional

Género y Educación
Mujeres con Historia

Mujeres con Historia

Emilia Pardo Bazán (1851-1921)

Emilia Pardo BazánAdemás de ser una literata de éxito, fue pionera en casi todo: feminismo, periodismo, naturalismo literario, cátedra universitaria... Mujer excepcional cuya vida se basó, en buena medida, en un consejo de su inteligente padre: “Mira, hija mía, los hombres somos muy egoístas, y si te dicen alguna vez que hay cosas que pueden hacer los hombres y las mujeres no, di que es mentira, porque no puede haber dos morales para dos sexos”.

Emilia reivindicó los derechos de las mujeres pero nunca asumió una posición de víctima, ni siquiera cuando la Real Academia Española rechazó hasta tres veces  la posibilidad de que ella ocupara uno de los treinta y seis sillones por ser mujer. En 1906 llegó a ser la primera mujer en presidir la Sección de literatura del Ateneo de Madrid y la primera en ocupar una cátedra de literaturas neolatinas en la Universidad Central de Madrid, aunque sólo asistió un estudiante a clase.

A pesar de su noble extracción social trabajaba largas horas por día y desde la muerte de su padre vivió del periodismo, de sus clases y conferencias y de lo que ganaba con su pluma. Su admiración por el pueblo y su mirada aguda sobre la cultura de los campesinos, la ayudaron a afianzar su convicción en la igualdad de los sexos y en el derecho de las mujeres a la educación y al trabajo: "En gran porción del territorio español, la mujer ayuda al hombre en las faenas del campo, porque la igualdad de los sexos, negada en el derecho escrito y en las esferas donde se vive sin trabajar, es un hecho ante la miseria del labrador, del jornalero o del colono. En mi país, Galicia, se ve a la mujer, encinta o criando, cavar la tierra, segar el maíz y el trigo , pisar el tojo, cortar la hierba para los bueyes. [...] El pobre hogar de la mísera aldeana, escaso de pan y fuego, abierto a la intemperie y al agua y al frío, casi siempre está solo. A su dueña la emancipó una emancipadora eterna, sorda e inclemente: la necesidad."

Su constante denuncia de la desigualdad educativa entre el hombre y la mujer tiene una de sus máximas representaciones en la ponencia sobre "La educación del hombre y de la mujer", debatida en el Congreso Pedagógico Hispano-Portugués-Americano de 1892 donde acababa pidiendo el acceso de las mujeres a todos los niveles educativos y el derecho a desarrollar cualquier tipo de actividad profesional, así como la exigencia del reconocimiento del derecho de las mujeres a su propia felicidad y su propia dignidad.

Apuntes biográficos:

Nace el 15 de septiembre de 1851 en A Coruña.
Muere el 12 de mayo de 1921 en Madrid.

1868 “Me vestí de largo, me casé y estalló la revolución”.

1876 Recibe el primer premio por un "Ensayo crítico del Padre Feijóo". Aprende de forma autodidacta inglés y alemán para leer a los poetas en su lengua de origen.

1882 Traduce a Zola al español.

1883 Publica La Tribuna, primera novela naturalista. Zola y sus discípulos reconocen y le conceden originalidad a esta rama de su escuela. Ruptura definitiva de su matrimonio.

1888 Visita en Loredan, Venecia, a D. Carlos, el heredero al trono español. Los artículos que escribe al respecto contribuyen a la escisión del partido carlista.

1889 Primera negativa a su entrada en la Real Academia Española.

1890 Artículos titulados "La mujer española", en la revista La España Moderna dirigida por Lázaro Galdiano. Sinceridad, dureza y feminismo.

1892 Segunda negativa de ingreso en la RAE. La tercera en 1912. Funda y dirige la publicación "La Biblioteca de la Mujer" compuesta por diversos títulos.

1906 Es nombrada Presidenta (la primera mujer) de la Sección de Literatura del Ateneo de Madrid.

1910 Es nombrada Consejera (la primera mujer) de Instrucción Pública.

1916 Es nombrada Catedrática (la primera mujer) de Lenguas Neolatinas en
 

Enlaces relacionados: